BIM Noticias

Algunos conceptos sobre “BIM” en la educación

El siguiente es un extracto de la entrevista que me realizara la Cámara de la Construcción de Uruguay, para su revista mensual.
  1. Definición del BIM, en tus palabras.

La definición que a mi entender mejor describe la metodología BIM es: “Construir antes de construir“. BIM es primero construir un Edificio virtual y después clonarlo en la realidad. El edificio virtual siempre estará un paso delante del edificio real, en todas sus etapas, a lo largo de toda su vida útil. El edificio virtual será el conejillo de indias para realizar pruebas, cálculos, investigaciones, simulaciones, coordinación. Todos los errores y fallas se resolverán en el mundo virtual y no se trasladarán al real.

Desde 2.000 años AC la “maqueta física” es una herramienta de proyecto. Para nosotros, en la Facultad de Arquitectura, es la herramienta más importante del proyecto. Es una herramienta fundamental tanto para el aprendizaje, como para la enseñanza de la arquitectura. Seguramente TODOS estamos de acuerdo en la importancia que tiene la maqueta en la etapa de diseño del edificio; pero en la vida real lo urgente puede más que lo importante y pocas veces se construyen maquetas. La maqueta en la vida real suele tener una finalidad comercial, por ello se construye al final, no acompaña el proceso de diseño y contempla tan solo algunos aspectos del edificio.

Todo esto es muy entendible, ya que las maquetas físicas demandan mucho tiempo, trabajo y tienen un costo elevado; pero además, de ellas no es posible obtener la documentación que el proyecto demanda (plantas, fachadas, detalles, etc.)

La metodología BIM reivindica esa maqueta, pero ahora con mucha más tecnología a su disposición; tecnología que permite el trabajo colaborativo de todos los actores para diseñar y construir un modelo 3d completo, añadir y coordinar todas las instalaciones, realizar cálculos y simulaciones (asoleamiento, eficiencia energética, vientos, sismos…) Tecnología que nos permitirá realizar mantenimiento preventivo durante la vida útil del edificio y aprovecharlo al máximo, cuando llegue el final de su ciclo.

La tecnología BIM reivindica esa maqueta 3D y concentra en ella toda la atención de los diseñadores, proyectistas y colaboradores. Toda la documentación que hoy concebimos como imprescindible (plantas, alzados, detalles, planillas, etc.) se obtendrá de forma automática de ese edificio virtual, sin insumir casi costos ni recursos humanos. En un futuro cercano, serán
máquinas conectadas al edificio virtual, las encargadas de realizar muchos de los procedimientos constructivos actuales; los operarios, por su parte, no necesitarán interpretar planos, ya que podrán ver el edificio virtual superpuesto a la realidad, con solo usar gafas especiales.   

 

2.       ¿Cuál es la importancia de la implementación de esta herramienta en el sistema educativo?

La incorporación del CAD a los estudios de arquitectura supuso un gran cambio, pero fue tan solo un cambio de herramienta, el paradigma siguió siendo el mismo. De forma más rápida, mas prolija y con mayor realismo, pero continuamos representando la arquitectura mediante dibujos.

La metodología BIM exige un cambio de paradigma ¿para qué vamos a representar los edificios mediante dibujos, si podemos construirlos de forma virtual?

El nuevo paradigma va de la mano de las nuevas tecnologías y no es posible concebir uno sin el otro. Implementar las nuevas herramientas es fundamental para el sistema educativo.

 

3.        ¿Qué ventajas trae?

Muchísimas. Por ejemplo: mayor eficiencia, mejores proyectos, reducción de tiempos y costos en la construcción y el mantenimiento del edificio.

A nivel educativo las ventajas también son muchas; desde el punto de vista conceptual hay mucha diferencia entre “construir un edificio virtual” y “dibujar los planos de un edificio”. Con las nuevas herramientas el alumno “construye un muro”, a diferencia de antes que “dibujaba 2 líneas que representaban un muro”. Cuando el alumno construye un muro, opta por un muro “real”, con materiales, con propiedades físicas, térmicas, estructurales, etc. Cuando el alumno elige un muro está aplicando conocimiento de construcción, de instalaciones, de estructuras.

Las tareas de colocar y modificar muros, añadir aberturas, suelos, techos son tan simples, que no le insumen tiempo al alumno, por lo tanto puede concentrarse en la búsqueda de más y mejores soluciones. Puede vivenciar los espacios al mismo tiempo que los crea, puede buscar soluciones y al mismo tiempo interactuar con el docente y con sus compañeros, tal como lo hará en un futuro con sus clientes.

 
Etiquetas

FernandoM

Arquitecto. Profesor en la Facultad de Arquitectura de Universidad ORT - Uruguay. Autor de 25 libros para la editorial Anaya Multimedia (Madrid - España)

Añadir un comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario

23 y 24 de noviembre

Buscar por Categorías

Flag Counter